Informes económicos para justificación de ERTES y ERES

Debido a la actual crisis sanitaria y económica que atraviesa el país, han sido muchas las empresas que se han visto obligadas a recurrir a ERTES o ERES.

¿Qué es un ERTE? 

El ERTE o Expediente de Regulación Temporal de Empleo se puede llevar a cabo cuando la empresa atraviesa un mal momento económico, derivado de una situación extraordinaria que afecta directamente al rendimiento de esta. La empresa necesita una autorización que la habilite a suspender temporalmente los contratos laborales de sus empleados. Pasado el tiempo al que se ajusta el ERTE la empresa deberá restituir en sus anteriores cargos, y con las mismas condiciones, a sus trabajadores. Cuando hablemos de informes económicos no solo nos referiremos a los necesarios para justificar un ERTE o un ERE. Una empresa puede necesitar un informe económico por varias razones.

Existen diversos tipos: reducción de la jornada laboral, suspensión de dicha actividad etc.

Diferencia entre ERTE y ERE

La principal diferencia entre el ERE y el ERTE es el tiempo. En el caso del ERTE como hemos visto anteriormente se refiere a un periodo determinado, pasado ese periodo el trabajador será restituido en su antiguo cargo. En el caso del ERE los despidos son definitivos, es decir, el empleado no recuperará su puesto de trabajo.

Un ERTE se podrá aplicar siempre en situaciones excepcionales. Una empresa atraviesa un mal momento económico por unas determinadas causas, pero se prevé que está saldrá adelante, sin necesidad de cesar permanentemente su actividad.

Para que cualquier tipo de empresa pueda iniciar un ERTE deben concurrir causas Económicas (existencia de pérdidas actuales o previstas, o disminución de ingresos o ventas), Técnicas (cuando se produzcan cambios en los medios o instrumentos de producción, entre otros), Organizativas (cuando se produzcan cambios en los sistemas y métodos de trabajo del personal o el modo de organizar la producción, entre otros) o Productivas (cuando se produzcan cambios en la demanda de los productos o servicios que la empresa pretende colocar en el mercado, entre otros). Son las causas objetivas conocidas como ETOP. Los informes economicos deberán recoger todas estas causas para tener la consistencia y validez requeridas.

Por otra parte, y para supuestos extremos, existe el denominado ERTE por fuerza mayor, regulado en el Real Decreto 1483/2012 de 29 de octubre, por el que se aprueba el Reglamento de los procedimientos de despido colectivo y de suspensión de contratos y reducción de jornada. La crisis del coronavirus y el estado de alarma es un caso extremo en el que se justifica, para determinadas actividades, solicitar ERTE por este motivo.

En primer lugar hay que comunicárselo a los empleados, después se realiza un informe económico que vincule la pérdida de la actividad con unas causas Económicas, Técnicas, Productivas u Organizativas. La autoridad laboral será la que dictará la resolución de este. Es importante destacar el papel que desarrolla el perito economista, ya que su informe, como entidad ajena a la empresa, tiene un peso muy grande en el fallo de la autoridad competente.

Para que el ERTE se desarrolle correctamente necesitas un informe económico que lo certifique. Este informe deberá realizarlo un economista, una gestoría o un perito economista. Este último deberá realizar un peritaje económico, que es un informe técnico pericial en el que constan los daños económicos y sus consecuencias. Este será evaluado y aprobado en caso de que sea correcto.

El perito economista que realice el informe económico deberá contextualizar con claridad las causas del ERTE.

Los informes economicos estarán estructurados de la siguiente forma:

  1. Descripción general de la Sociedad: estructura societaria, actividad principal, estados financieros etc.
  2. Descripción del nuevo contexto económico y productivo: el impacto de las últimas ventas, costes, pérdidas, producción etc.
  3. Propuesta de adecuación al nuevo contexto: estimación de los recursos necesarios etc.

El perito economista será el encargado de la elaboración del informe económico pericial. Este deberá acreditar que el ERTE cumple con toda la normativa actual vigente, para ello deberá realizar un análisis exhaustivo que recogerá aspectos económicos, así como la organización laboral, la producción y su desarrollo. En montes peritos somo expertos en la elaboración de informes economicos.